A las faldas del Machu Picchu

Véase la imagen de dos dioses: por orden de rango, el dios Baco, también conocido como Josetxo, disfrutando una cerveza con su hermano, el emperador inca Pachacutec en la plaza principal de Aguas Calientes, localidad peruana mejor conocida como el pueblo del Machu Picchu. Aunque no sabemos aún si subió con el saxofón bajo -tremendo oxímoron– a las ruinas precolombinas, lo que sí sabemos es que abajo por lo pronto disfrutó:

Hay algo que tal vez iguale ligeramente esta gesta sin par, que es un calimocho manufacturado con excelente vino de la Ribera del Duero y sus correspondientes cubitos de hielo reglamentarios en pleno corazón del Sáhara, pero esa es otra historia…

Realmente subió, ¡y vaya si subió!

2 comentarios en “A las faldas del Machu Picchu

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s